Pasito a paso, Gema Caballero me llega

Gema Caballero - Disco

¿Qué puedo yo añadir a lo que pregunta José María Velázquez-Gaztelu o contesta Gema Caballero, en el programa Nuestro Flamenco de Radio Clásica, de esta madrugada? Nada de nada.

Hacía tiempo que quería hablar de este disco, que debe ser de los pocos discos de flamenco que he comprado en este pasado año. Pero no sé por qué, mi inspiración ha volado. Soy incapaz de decir algo más de … “Me gusta”. Debe ser esta dependencia tan “tonta” al Facebook que he desarrollado en el último año. ¡Quién pudiera desengancharse de esa “red” tan castradora!

Que me gusta el disco, es evidente. Pero no sólo eso: me gusta muchísimo. Esta muchacha tiene una voz “especial” y para mí, preciosa. La conocí cantándole para el baile a Rocío Molina, junto a la Tremendita, y me enamoré de su voz y de los arreglos y matices que le aporta y añade a los cantes más flamencos o la flamenquería por la que metía los cantes menos flamencos. ¡Vaya, todo un portento! Nada de flamenquito. Esto sí que es flamenco moderno-arraigado-en-lo-viejo.

Sólo tenéis que escuchar en este disco las soleares, granaínas o seguiriyas.  Y luego, te puedes sorprender con la forma que le han dado (junto a los tocaores Eduardo Pacheco y Pedro Barragán) a los tangos de Granada. Pero la mayor aportación que para mí hacen al flamenco en este disco, Gema, Eduardo, Pedro y Sara Calero (que comparte los arreglos y percusión en este tema sin guitarras) son… las panaderas.

Enlace.

Todo eso  suena en el programa de Velázquez-Gaztelu (que os he enlazado al principio), además de poder escuchar preguntas inteligentes y respuestas interesantes e ilustrativas de la talla artística de mi cantaora favorita de los últimos tiempos.

Salud.

No dejéis de escuchar la entrevista y si podéis, el disco entero. No tiene desperdicio.